Paraje Natural Municipal Rambla Celumbres (Castellfort-Cinctorres- Portell)
# # # #

Paraje Natural Municipal Rambla Celumbres


Castellfort-Cinctorres- Portell

El espacio natural Rambla Celumbres alberga indudables valores ecológicos, paisajísticos, histórico-culturales, y relacionados con los usos recreativos y de esparcimiento, que justifican su protección.

La Rambla Celumbres se sitúa en el sector noroeste de la provincia de Castellón, en la confluencia de los municipios de Castellfort, Cinctorres y Portell de Morella, todos ellos pertenecientes a la comarca de Els Ports.

Su complejidad geomorfológica y el buen estado de conservación de las formaciones vegetales configuran un paisaje de gran singularidad y belleza. La zona de mayor calidad visual es el propio cauce de la Rambla Celumbres, con sus vertiginosos acantilados rocosos y donde destacan diversos hitos paisajísticos, como la Roca Roja, la Roca Parda y la Roca del Cuervo, fácilmente identificables para el observador.

Las masas arbóreas existentes en el paraje las conforman principalmente pinares de pino laricio (Pinus nigra) y carrascales (Quercus ilex), este último incluido como hábitat de interés prioritario para la Unión Europea. Conforman masas densas y de gran extensión en las laderas del cauce de la rambla. En cuanto a la flora, cabe destacar la presencia de Leucanthemum maestracense (margarita), Linaria repens (boca de dragón blanca), Sideritis spinulosa (rabo de gato), Thymus godayanus (serpol macho) y Thymus vulgaris (tomillo borde), todas ellas especies endémicas y por tanto de gran valor para la conservación.

Por lo que respecta a la fauna, el grupo de las aves es el más abundante y además incluye diversas especies que requieren medidas de protección y conservación por el grado de amenaza a que están sometidas, bien en el ámbito autonómico, bien en el internacional. Entre las especies de aves presentes se pueden citar el águila real (Aquila chrysaetos), el alcaraván común (Burhinus oedicnemus), el chotacabras europeo (Caprimulgus europaeus), el águila culebrera (Circaetus gallicus) y el buitre leonado (Gyps fulvus), entre otras. De las 88 especies de aves censadas en la zona, cerca del 20% presentan algún grado de amenaza. Por otra parte, en el grupo de los mamíferos, también relevante, se han identificado como protegidas por el Catálogo Valenciano de Especies de Fauna Amenazadas la musaraña gris (Crocidura rusula), la garduña (Martes foina), el tejón (Meles meles), la comadreja (Mustela nivalis) y la ardilla roja (Sciurus vulgaris), y como especies de interés internacional la cabra pirenaica (Capra pyrenaica) y el gato salvaje (Felis silvestris).

En cuanto al patrimonio histórico-cultural, encontramos en el paraje diversos yacimientos arqueológicos de gran interés, la mayor parte de los cuales se encuentran en mal estado de conservación. Concretamente se han identificado yacimientos como el de Mas de Falcó, de época medieval, situado entre los siglos VIII y XIII, en el que se han encontrado fragmentos cerámicos dispersos altomedievales; el Fossar dels Moros y Costa de l’Albardó, formado por ruinas de fortificaciones medievales; el yacimiento Turó de la Barcella, formado por restos de un pequeño asentamiento adscrito a la Edad de Bronce; y por último, el Abric del Turó de la Barcella, un yacimiento de arte rupestre correspondiente al Neolítico.

Por todo ello, y a iniciativa de los Ayuntamientos de Castellfort, Cinctorres y Portell de Morella, la Generalitat, en el ejercicio de sus competencias autonómicas en la materia, considera necesaria la declaración de un régimen especial de protección y conservación de los valores naturales de este espacio.

Más información en:

www.agroambient.gva.es